Un barrio sin patrones, construido por familias trabajadoras que luchan y se organizan


El sábado 27 de mayo se inauguró la segunda tanda de 23 viviendas del Frente de Organizaciones en Lucha (FOL) en Florencio Varela, provincia de Buenos AiresUn barrio construido sin patrones, hecho por sus propios/as trabajadores/as, organizados de manera independiente a cualquier gobierno de turno.

En una tarde de festejo y emociones se compartió un almuerzo entre todos/as los/as presentes, hubo música, palabras de felicitaciones y reconocimientos para las cuadrillas de trabajadores/as que estuvieron trabajando en este proyecto, saludos a compañeros/as del FOL que viajaron desde diferentes puntos del país para estar presentes en tamaño festejo: Misiones, Córdoba, Jujuy Santa Fe, Tucumán, Río Negro, Neuquén, Mendoza. Para finalizar la jornada, el momento más emotivo, el corte de cinta y entrega a cada familia de la llave de su vivienda junto con regalos de sus compañeros/as.

El ajuste desplegado y profundizado por el gobierno de Macri y la alianza Cambiemos se hace evidente cada día en el aumento de la pobreza, de mayor precarización, en la caída de consumo de productos de la canasta básica. Como sabemos, siempre los costos de la política económica recaen sobre los sectores más golpeados de nuestra clase, sobre aquellos que hace años se encuentran precarizados/as o directamente desocupados/as. En este contexto la inauguración de la segunda tanda de 23 viviendas en el barrio de Florencio Varela – en el Conurbano Bonaerense de la provincia de Buenos Aires- adquiere una gran importancia, no sólo es el acceso a una vivienda digna para todas estas familias, también es un ejemplo y una gran esperanza en la lucha por otro mundo posible. Los/as compañeros/as del FOL demuestran que con organización y trabajo se puede recuperar nuestra dignidad luchando por todos los derechos que a lo largo de la historia nos han expropiado las clases dominantes y los diferentes gobiernos de turno.  El FOL es  ejemplo de independencia política. Como ellos/as mismos/as definen “mantenemos nuestra independencia política desde una posición clasista, en ese camino militamos sin descanso para generar valores enraizados en las mejores tradiciones de lucha de nuestro pueblo: la unidad, la solidaridad, el compromiso, la abnegación, la rebeldía, la democracia de base y la acción directa”.

Nuestra compañera, Marianela Navarro -referente del FOL- desde el escenario declaró “Estamos muy orgullosos y orgullosas de esta construcción, pensamos que la época que nos toca vivir frente a este nuevo gobierno nos exige que la organización popular, que la organización de los trabajadores/as tanto ocupados/as, precarizados/as como desocupados/as nos unamos desde abajo para evitar que este gobierno nos venda la mitad del país. Necesitamos la unidad más amplia para enfrentar la política económica a la que los de arriba quieren condenarnos y también necesitamos la unidad de acción para enfrentar los intentos de represión”.

Para cerrar, destinó unas palabras a la lucha contra el olvido y por la continuidad de un proyecto a futuro “En este pequeño homenaje no nos olvidamos nunca que nos acompañan en esta pelea Darío y Maxi, Carlos Almirón y todos/as los/as caídos bajo la represión policial/institucional. Nos acompañan también todos/as nuestros/as compañeros/as que hoy no están físicamente pero que los/as mantenemos siempre presentes en nuestros pensamientos. No podemos dejar de mencionar que parte de este proyecto es una continuidad, nosotras/os queremos decir que mantenemos un hilo rojo de resistencia, de aquella generación que peleó por un país distinto en la Argentina: nuestros 30000 compañeros/as detenidos/as, desaparecidos/as. Nosotros/as somos la continuidad en la Argentina para lograr un país sin hambre y sin explotación. Desde la humildad de ser una organización popular pero siempre con la cabeza muy abierta para poder construir con otros sectores y poder lograr de alguna manera lo que nos mantiene vivos que es el sueño de un país distinto, igualitario y solidario”.