Histórica sentencia a jueces genocidas en Mendoza


Hace unos instantes, se dió a conocer el veredicto para los 28 imputados por delitos de lesa humanidad, en el marco del genocidio promovido por el terrorismo de estado en la provincia de Mendoza, en complicidad con actores de la sociedad civil, como lo muestra esta condena ejemplar para 4 ex jueces del proceso: Otilio Roque Romano, Guillermo Max Petra Recabarren, Luis Francisco Miret y Rolando Evaristo Carrizo.

Además, hubo otras 8 condenas a la pena máxima, mientras que 4 volverán a su casa porque 3 fueron absueltos y uno recibió una pena menor y condicional. El resto de los 28 imputados recibió condenas que van de los 20 a los 5 años.

Diferentes organizaciones políticas, sociales, estudiantiles, organismos de DD HH, sindicatos recuperados, y personas auto convocadas, fuimos parte de las más de mil personas que nos concentramos en el lugar, retuvimos el aliento ante cada condena, repudiando el sabor amargo de las absoluciones y la posibilidad de prisiones domiciliarias sobre las que habrá que luchar para que no sucedan, pero a pesar de esto, se festejó con enorme fuerza y emoción la condena ejemplar a los jueces del proceso, ya que el carácter político del mismo, trasciende la historia de nuestro pueblo, y adquiere, a sabiendas de los/as presentes, una actualidad de plena vigencia.

En momentos donde los jueces de la suprema corte recibieron el repudio de todo un pueblo por el 2×1 que pretendió beneficiar a los genocidas, donde el entramado de poder que representa la corporación judicial avanza ferozmente contra los derechos de los/as trabajadores/as con evidente mandato del ejecutivo y de los grandes empresas, es importante una sentencia que demuestre en lo simbólico y lo concreto como ese poder sigue actuando con impunidad sobre un plan político, económico, social y cultural unificado en complicidades, plan que no tiene nada que envidiarle al de la dictadura, sino que es más, representa la continuidad del mismo, para lo cual la represión se comienza a configurar como método para imponerlo por la fuerza.  

Cabe mencionar, justamente, que minutos antes a la lectura de las sentencias, en la legislatura provincial se dictaminó y se convirtió en ley la creación de un nuevo organismo que impide y atenta duramente contra el derecho laboral, llamado oficina de conciliación laboral obligatoria, que ayudará a seguir legitimando jurisprudencias contra los/as trabajadores/as y en favor de las patronales.

Es por estos hechos que valoramos también, el impacto que debe tener en la conciencia de un pueblo trabajador que, dé a pedazos, intenta reconstruir su memoria colectiva, en vistas de conquistar un futuro que nos sea propio, un futuro como el que soñaron los/as 30 mil.

Esta noche ese grito de victoria simbolizado en las condenas a los genocidas, fue por nuestros/as compañeros/as que fueron mencionados/as a la voz de: PRESENTES! AHORA Y SIEMPRE!, pero también fue por el presente que vivimos, de continuidad de su lucha, de vigencia de sus ideas.

30000 compañeros/as desaparecidos/as PRESENTE!

VIVIMOS EN SU LUCHA! POR LA REVOLUCIÓN Y EL SOCIALISMO!