Docentes de la Ciudad: un plan de lucha para ganar


En el marco de la jornada nacional de protesta convocado por CTERA se llevó adelante una movilización al Congreso Nacional, donde participaron sindicatos docentes de la Ciudad, Provincia de Bs.As , Córdoba y Santa Fe.

La columna docente se concentró en las puertas del Congreso exigiendo al Poder Legislativo y al Ministerio de Educación de Nación (actualmente bajo la cartera de Alejandro Finocchiaro), la reapertura de la paritaria nacional, el rechazo al plan maestro y a la reforma jubilatoria, y la aparición con vida de Santiago Maldonado. La marcha tuvo muchos ausentes, gran parte de las jurisdicciones a nivel nacional se vieron impedidos de participar debido a la falta de un paro nacional que posibilite la representación en la convocatoria, mientras que otras, como SUTEBA, expresaron sus exigencias a través de una pequeña delegación.

Luego de un comienzo de año donde el movimiento docente supo ponerse en pie en defensa de su salario y de la educación pública, la conducción de la docencia a nivel nacional no ha estado a la altura de poder generar las herramientas que permitan su continuidad como tampoco acompañó a las provincias en conflicto -como Santa Cruz- en la pelea por su salario o en Mendoza en rechazo al Ítem Aula.

En ese marco una nutrida parte de la columna de la docencia, representada por las conducciones antiburocráticas como Ademys de CABA y las seccionales Multicolores de Provincia de Bs.As, corearon en forma de reclamo a la conducción de Ctera la necesidad de un paro y plan de lucha nacional para dar la pelea con mayor fuerza en contra de las reformas educativas, jubilatorias y contra el techo salarial. Al mismo tiempo, y como parte de los reclamos del movimiento popular y de trabajadores que se exigió la aparición con vida de Santiago Maldonado y la necesidad de unidad en la lucha con otros sectores como los despedidos de Pepsico, quienes acompañaron con un lugar en el palco.

Por su parte las y los docentes de Ciudad agrupados en Ademys llevaron adelante la movilización en el marco de un paro que llegó al 80% del acatamiento, en reclamo de la reapertura de la mesa salarial, hoy por debajo de la canasta básica; contra el traslado de los y las docentes de idiomas extranjeros a un área que los dejaría por fuera del estatuto docente (convenio colectivo), y contra la reforma educativa del nivel medio, “Secundaria del futuro”, que atenta no solo contra las condicones de trabajo de la docencia sino también que expresa cómo el gobierno de Larreta se arrodilla ante los reclamos de la OCDE y las ONGs y precariza aún más el acceso al conocimiento y la formación de los y las estudiantes orientándo la educación púbica a las necesidades de las empresas y no a la formación integral y crítica de los jóvenes.

Por todo ello, luego de la movilización, desde Ademys se promovió la realización de una asamblea unitaria de la docencia para definir masiva y democráticamente las próximas acciones a seguir, definiéndose impulsar una marcha nacional para dar continuidad al plan de lucha.

En un contexto de avanzada del gobierno nacional en reformas educativas y laborales se torna imprescindible la convocatoria a un plan de lucha nacional y la construcción de una central docente al servicio de los intereses de los y las trabajadoras y de la educación pública. La actual conducción de CTERA no ha demostrado estar a la altura de las circunstancias. Ante ello el 7 de septiembre tenemos la posibilidad de votar una nueva conducción, la Multicolor, para poder volver a organizar a la docencia en defensa de la educación y nuestros derechos como trabajadores y trabajadoras.

¡Por un salario igual a la canasta familiar!

¡Abajo el Plan Maestro y la “Secundaria del futuro”!

En defensa de la educación pública

Por una conducción democrática y combativa de la CTERA, vamos con la Lista Multicolor